El proyecto Cuina Social Castelló (liderado por Miguel Barrera, chef de Cal Paradís, y promovido por la Concejalía de Bienestar Social del Ayuntamiento de Castelló) comenzó su andadura el pasado 1 de mayo gracias a la iniciativa de un grupo de cocineros y el apoyo del Ayuntamiento. Gracias a esta iniciativa se repartieron cerca de 36.000 menús a domicilio, atendiendo a más de 220 familias en situación de vulnerabilidad social.

Es por todo ello por lo que el pasado 28 de septiembre el proyecto fue reconocido en los Premios Turisme Comunitat Valenciana, celebrados en el Palau de la Generalitat, donde se hizo entrega de una mención especial tanto a Cuina Social Castelló como a otro proyectos similares por su aportación durante la pandemia provocada por el COVID-19.